10 disputas entre escritores famosos

Galería

¡Buenas y santas!

Tal vez no sabías que estos escritores tenían sus diferencias del uno con el otro.

1. Bukowsky contra Shakespeare: la literatura ilegible 

Charles Bukowsky en una entrevista con Sean Penn para la revista Interview aseguró lo siguiente: “Shakespeare es ilegible y está sobrevalorado. Pero la gente no quiere escuchar esto. Uno no puede atacar templos. Ha sido fijado a lo largo de los siglos.Uno puede decir que tal es un pésimo actor, pero no puede decir que Shakespeare es mierda. Cuando algo dura mucho tiempo, los snobs empiezan a aferrarse a él, como ventosas. Cuando los snobs sienten que algo es seguro, se aferran. Pero si les decís la verdad, se ponen salvajes. No pueden soportarlo. Es atacar su propio proceso de pensamiento. Me desagradan.”

2. Cervantes y Lope de Vega: entre genios anda el juego162

Lope de Vega, más conocido dentro y fuera de España en su tiempo fue un duro crítico de la obra de Cervantes. Cervantes no obstante contestaba sus críticas escribiéndole sonetos y atacando su obra dramática.

En este contexto, “El Quijote” es enviado a la corte por Cervantes y Lope de Vega al enterarse le envía una carta desde Toledo y en ella describe a Cervantes con algunos adjetivos bastantes descriptivos: puerco, buey, potrilla, baladí, culo, muladar. Cervantes toma la revancha y le dedica unos versos en el prólogo del Quijote en un tono mucho más correcto.

Para ser históricamente precisos, Lope de Vega y Cervantes tenían conceptos opuestos de la vida: dos escritores de personalidades y visiones opuestas.  Cervantes tomó parte en la batalla de Lepanto, donde perdió el brazo izquierdo mientras Lope tomo parte en la Armada Invencible, derrotada por Inglaterra.

3. El puñetazo de Vargas Llosa a Gabriel García Márquez

Ambos escritores se conocieron en Venezuela, y más tarde  compartieron vida, amistades y agente literario en Barcelona. Además se profesaban gran admiración y afecto mutuo, tan es así que Vargas Llosa dedicó dos años a estudiar la obra de Gabo.

Aunque aún no está claro el origen de la rivalidad entre los dos premio nobel de literatura existen varias teorías; la más extendida es que la mujer de Vargas Llosa, Patricia Llosa, estuvo envuelta de alguna manera en la polémica.

El incidente tuvo lugar en febrero de 1976 en la ciudad de México, al parecer Vargas Llosa llegó al Teatro de Bellas Artes y Gabo fue a saludarlo. Al verlo Vargas Llosa le sacudió un gancho de derechas en la cara y García Márquez cayó al suelo. Conviene recordar aquí que Vargas Llosa fue boxeador en su juventud. Los presentes no se ponen de acuerdo en las palabras exactas que se dirigieron el uno al otro.

4. El intento amoroso entre Verlain y Rimbaud que terminó a balazos

Todo empezó con una carta de Rimbaud a Verlain con poemas suyos. Verlain al recibir la misiva sintió curiosidad y le invitó a Paris,  Rimbaud llegó a París y se instaló en la casa de Verlain que vivía con su mujer embarazada.

Pero la vida en París se convirtió en una espiral de opiáceos para Rimabud, por lo que Verlain no tuvo más remedio que mandarle de vuelta a su casa en Charleville.  Rimbaud no tardó mucho en regresar a la capital francesa.

Fue entonces cuando ambos iniciaron una tormentosa relación amorosa y huyeron juntos a Londres. Tras pasar las penurias del exilio, Verlaine huyó a Bruselas cansado de soportar a Rimbaud. Rimbaud le siguió hasta Bruselas y tras una fuerte discusión y en estado de embriaguez Verlain disparó en la muñeca a Rimbaud.

Verlaine fue condenado a dos años de prisión, mientras Rimbaud se recluyó en una granja familiar para acabar escribiendo “Una temporada en el infierno”, una de las obras más brillantes del modernismo.

5. Roberto Bolaño y la escribidora

El autor de “Los detectives salvajes” manifestó en más de una ocasión su opinión acerca de su compatriota Isabel Allende: “me parece una mala escritora simple y llanamente; llamarla escritora es darle cancha. Ni siquiera creo que Isabel Allende sea escritora, es una escribidora”.

En otra comparación de la literatura de Allende con la de otros autores chilenos dijo: “Puestos a escoger entre la sartén y el fuego, escojo a Isabel Allende. Su glamour de sudamericana en California, sus imitaciones de García Márquez, su indudable valentía, su ejercicio de la literatura que va de lo kitsch a lo patético y que de alguna manera la asemeja, en versión criolla y políticamente correcta, a la autora de El valle de las muñecas, resulta, aunque parezca difícil, muy superior a la literatura de funcionarios natos de Skármeta y Teitelboim.”

Mientras tanto la autora de “La casa de los espíritus” le respondía: “Bolaño hablaba mal de todo el mundo. Era una persona extraordinariamente conflictiva que nunca dijo nada bueno de nadie… Es un buen escritor que desgraciadamente murió, pero eso no lo hace mejor persona”.

En otra ocasión citaremos las críticas de Bolaño a  Arturo Pérez- Reverte.

6. La Academia Sueca contra Tolkien

El periódico británico “The Guardian” publicó unos documentos desclasificados sobre el dictamen del premio Nobel de 1961. En estos documentos se afirma que Tolkien no consiguió el premio Nobel por ser considerado un escritor de “segunda categoría”.  La prosa de Tolkien, «no está a la altura de la narración de alta calidad», según escribió el miembro del jurado Anders Österling. Finalmente el Premio Nobel fue para el yugoslavo Ivo Andric.

7. Camus y Sartre:  ¿triángulo amoroso?

De acuerdo con el libro “Camus y Sartre: La historia de una amistad y la disputa que le puso fin” la rivalidad entre ambos escritores surge de un conflicto político en el contexto de la Guerra Fría. Sartre se mostraría a favor de un cambio violento mientras Camus se opuso a este planteamiento.

Otro teoría es la publicada en  “The boxer and the goalkeeper”, aquí el autor expone que la enemistad entre los dos autores surgió tras la aparición de una actriz franco-rusa llamada Wanda Kosakiewicz.

Sartre conoció a la actriz a través de su amiga Simone de Beauvoir, que presuntamente tenía una relación sentimental con la hermana de Wanda. Tras la llegada de Wanda a París, Sartre comenzó a cortejarla y tras un tiempo se convirtieron en amantes.

Sin embargo Camus apareció en París iniciando un romance con Wanda. De acuerdo con los planteamientos del libro es muy probable que Camus disfrutase robando la amante a Sartre.

Sin embargo Wanda volvió con Sartre cuando Camus se fue detrás de otra actriz. Los premios Nobel de literatura no volverían a dirigirse la palabra después de aquello.

8. Valle-Inclán y Manuel Bueno: cómo perder un brazo

En una disputa sobre la legalidad de un duelo que iba a celebrarse debido a la minoría de edad uno de los duelistas, el escritor y periodista Manuel Bueno acabó propinando un bastonazo a Valle-Inclán  causándole una herida que gangrenó el brazo y posteriormente dió paso a su amputación.

A partir de entonces la imagen de Valle-Inclán se mitifica surgiendo comparaciones con Cervantes, también manco de un brazo.

9. Quevedo contra Góngora: el arte de blasfemar

Una de las disputas más clásicas de la literatura española. No hay una razón cierta para el inicio de esta rivalidad, sin embargo ambos escritores han dejado un gran archivo de insultos mutuos a través de sus obras.

Góngora consideró a Quevedo un patán ignorante del griego que se afanaba en traducir y de enfebrecido catador del vinazo tabernario, refiriéndose a él como: “Francisco de Quebebo”. Quevedo por su parte, no dudó en tildar a Góngora de clérigo huraño, de amigo de los naipes y de judío.

10. Dalí y  Buñuel contra el burro menos burro

Dalí y Buñuel coincidieron en la Residencia de Estudiantes de Madrid y al parecer les unía un odio común al ganador del Nobel de Literatura Juan Ramón Jiménez, así en una Carta firmada por Dalí y Buñuel, recogida “Buñuel, Lorca, Dalí: el enigma sin fin” le escriben lo siguiente:

Nuestro distinguido amigo:Nos creemos en el deber de decirle —sí, desinteresadamente— que su obra nos repugna profundamente por inmoral, por histérica, por cadavérica, por arbitraria. Especialmente:¡¡MERDE!! Para su Platero y yo, para su fácil y mal intencionado Platero y yo, el burro menos burro, el burro más odioso con que nos hemos tropezado. Y para V., para su funesta actuación, también:¡¡¡¡MIERDA!!!!

Sinceramente,

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s